Blogia
CINEMA DE PERRA GORDA
Chollo del día - Auriculares inalámbricos Logitech 33,60 € 90 € -63%

STEP BY STEP (1946, Phil Rosen)

STEP BY STEP (1946, Phil Rosen)

Que duda cabe que la labor de arqueología cinematográfica ejercida de forma más o menos constante, proporciona numerosos motivos de regocijo. Sin embargo, un cultivo indiscriminado de esta vertiente –por más que un servidor disfrute especialmente poniendo en práctica esta tarea de perfiles inabarcables-, puede concluir en notables decepciones, que incluso en algún caso se pueden convertir en pequeñas torturas. Y al intentar explicar esa ocasional decepción que puede proporcionar un título sobre el que albergaba ciertas referencias alentadoras, nada mejor que referirme a STEP BY STEP (1946), espúrea producción de serie B –lindando con la serie Z-, de la R.K.O. dirigida por Phil Rosen. Cuando hago mención al rasgo de decepción, lo hago en la medida de ser un título que algunos buenos aficionados me recomendaban por su atmósfera. No puedo negar que me mantenía algo escéptico, en la medida de ser una película firmada por el destajista Rosen (1988 – 1951), un realizador del que los pocos films a los que he accedido de su filmografía –de la que el título que nos ocupa supone uno de sus últimos exponentes-, me dan la imagen de ser uno de los directores más plomizos e ineptos de la gloriosa serie B norteamericana –quizá compartiendo ese dudoso honor junto a William Beaudine-.

 

Pues bien, mis más negros augurios se vieron cumplidos desde el primer momento, al descubrir una torpe, torpísima combinación de relato de espías, suspense, suplantación de identidades y romance. En poco más de una hora de duración –que se me hizo eterna-, se relata la inesperada singladura de un recién licenciado marine –Johnny (Lawrence Tierney)- quien repentinamente se queda apeado de su coche y vestido únicamente con un bañador conocerá a una joven. A partir de dicho encuentro, se dispondrá a vivir una extraña aventura que le llevará a convertirse en espectador de la suplantación de las identidades de una casa que se encuentra ubicada junto a la playa en la que el protagonista ha recalado –acompañado por su perro-. Requerirá para ello los servicios de un agente, pero cuando acude junto a él comprobarán que los habitantes de la vivienda –entre ellos, un senador-, se encuentran definidos por la normalidad. Sin embargo, tal apariencia no termina de convencer a Johnny, quien tendrá ocasión de volver a la edificación, donde llegará a contemplar el asesinato del correo del senador, así como liberar a la muchacha que había conocido y era secretaria del difunto –Evelyn Smith (Anne Jeffreys)-. Rescatada de allí, muy pronto los verdaderos autores del crimen y los diversos actos delictivos cometidos, lograrán con sus falsas declaraciones convertir a la pareja formada por el ex marine y Evelyn en los autores de aquella trágica circunstancia. Llegado al oído de ambos tal acusación, se decidirán en la búsqueda de pruebas que avalen su inocencia, logrando hospedarse en un hostal dirigido por un anciano simpático y extravagante, que los protegerá de las preguntas formuladas por la policía. Sin embargo, proseguirán en la búsqueda de las razones que han llevado a tal situación, estableciéndose por un lado la labor delictiva, por otro la investigación policial y, junto a ellos, otra investigación paralela llevada a cabo por la pareja protagonista.

 

Pero lo triste de STEP BY STEP es que en ninguna de las vertientes abordadas se obtiene el menor elemento de brillo o eficacia dramática o puramente cinematográfica. Las situaciones se han visto mil veces anteriormente, pero indudablemente con mayor ritmo, inspiración y empaque a todos los niveles. En esta ocasión no se puede decir que contemos con personajes, el macguffin apenas es evocado a lo largo del metraje, las situaciones de aventura son estáticas, los diálogos devienen de lo más estúpido que he podido escuchar en película alguna y, por encima de todo, me da la impresión de asistir a una película que casi podría plantearse como una involuntaria parodia, ya que la incongruencia del conjunto es total y absoluta. Realmente, hacía tiempo que contemplaba un producto tan estúpido en mis constantes miradas dentro del cine clásico.

 

Con un Lawrence Tierney que nunca estuvo peor y más ridículo –a Tierney, cuando lo sabían dirigir o acertaban en ofrecerle roles cercanos a su estilo, funcionaba bien-, lo cierto es que STEP BY STEP podría haber quedado como una comedia disparatada, pero como título serio destinado al complemento de sala, al menos debería ofrecer unos mínimos de calidad. No es este el caso, en un conjunto torpe, unos actores endebles, unos diálogos que invitan a taparte los oídos y, sobre todo, unas peripecias ridículas y, lo que es peor reconocidas en tantas y tantas películas, indudablemente mejor planteados que en esta ocasión. En definitiva, nos encontramos con uno de los títulos más olvidables de la R.K.O., y una prueba más de la indigencia cinematográfica presentada por Phil Rosen en su andadura cinematográfica.

 

Calificación: 0

1 comentario

Nike Shox Clearance -

What is the secret ingredient of difficult those that allows them to be successful?Why do they endure the tough occasions when others are overcome by them? Why do they win when other individuals drop? Why do they soar when other individuals sink?